Importancia de la calidad y credibilidad de las firmas de contadores públicos

La contabilidad es una de las labores más importantes para toda empresa, pues se trata de una tarea que se realiza con el objetivo de mantener el control y manejo adecuados de las operaciones que la entidad realiza, lo cual ofrece equilibrio y estabilidad financiera y contable a la organización. Para llevar a cabo estas tareas, muchas empresas optan, por diversas razones, por contratar los servicios de firmas externas de contadores públicos, en vez de tener un departamento contable propio.

Dada la importancia que las tareas contables tienen para una empresa, es de suma importancia que el servicio externo contratado sea realmente un grupo de expertos profesional y confiable, que ofrezca todo tipo de servicios y si es posible que se trate de una firma de prestigio y con las credenciales y recomendaciones que avalen la calidad y seguridad de su servicio.

Esto puede parecer un tema obvio, sin embargo, desafortunadamente es un tema muy importante en la actualidad, ya que en los últimos años se ha presentado un gran número de demandas y conflictos legales entre empresas y prestadores de servicios contables, debido a que estos últimos son acusados de realizar malas prácticas que llevan a los clientes a ser sujetos a auditorías y revisiones con resultados negativos que generan multas, sanciones y recargos, y en ocasiones incluso situaciones mucho más graves.

Regresando un poco a las bases, se puede decir que existen dos clases de profesionales de la contaduría: los que se conocen como contadores privados, también llamados durante muchos años, sobre todo en décadas pasadas, tenedores de libros; por otro lado están los contadores públicos. La diferencia básica entre ambos es simple e incluso obvia, el contador público realiza un trabajo precisamente de carácter público, por lo tanto está al servicio y bajo el escrutinio del público y sus clientes; el contador privado trabaja para un solo cliente y solo sirve a este.

Más allá de las diferencias que existen entre uno y otro, sus labores son en general las mismas y el objetivo para el que ambos trabajan es el mismo. De igual forma, los problemas de una mala labor realizada por ambos profesionales también son muy similares y sus consecuencias las mismas. Recientemente el mundo empresarial, legal y fiscal ha sido testigo de varios escándalos financieros en los que están profundamente involucrados los miembros de algunas firmas de profesionales de la contaduría, escándalos que en muchos de estos casos llevaron a las firmas implicadas a su desaparición.

No es la primera ocasión que esto sucede en México ni en el mundo, sin embargo, la magnitud de los sucesos y el tamaño de algunas empresas y de las firmas involucradas es lo que mayor impacto ha causado en el mundo empresarial. Desafortunadamente, se trata de un impacto altamente negativo y que ha afectado la credibilidad de muchas organizaciones en varios sectores y una de las tareas que más ha sufrido al respecto es la contabilidad, pues la profesión de contador perdió prestigio a causa de estos desafortunados eventos.

Dejando de lado cualquier tipo de acusación y juicio de valor respecto a estos sucesos, es claro que las tareas contables y fiscales que llevan a cabo los contadores públicos siguen siendo imprescindibles para cualquier empresa y su importancia sigue estando intacta, pues las leyes y normativas fiscales y contables siguen estando vigentes y se siguen aplicando con la misma rigurosidad de siempre, razón por la que los servicios de un profesional o grupo de profesionales de la contaduría siguen siendo ampliamente requeridos.

Por ello es necesario recalcar que solo fueron pocos miembros de este gremio los involucrados en estos eventos y que el resto de profesionales del área son expertos confiables, seguros y  ejemplos claros de la calidad y credibilidad que pueden llegar a tener los servicios que una firma contable ofrece.

La contaduría en México es un ejemplo de la capacidad de autorregulación de sus profesionales, pues el país cuenta con un par de institutos encargados de certificar a las diferentes firmas y a los profesionales que son parte de estas con base en criterios y parámetros perfectamente establecidos y que están fundamentados en normas de ética, actuación y ejecución del trabajo que estas firmas realizan.

Los resultados han sido tan satisfactorios y sobresalientes que muchos otros países han tomado como bases las regulaciones y normativas aplicadas en México para crear sus propios parámetros de certificación de servicios contables y fiscales. Lo anterior implica que las diferentes firmas de contadores públicos en México deben contar con la certificación de las instancias correspondientes para poder brindar sus servicios, lo que implica que su servicio cumple con un estándar mínimo de calidad, seguridad y confiabilidad.

Cabe hacer un paréntesis para mencionar que el índice de contratación de servicios contables y financieros disminuyó de manera notable poco después de los escándalos financieros, lo cual lleva a una conclusión: dada la importancia de la contabilidad para una empresa, la calidad de los servicios de este tipo y la credibilidad de quienes los ofrecen es fundamental para su contratación y el crecimiento de las firmas y sus miembros.

Por supuesto, es importante que el cliente, la empresa o contribuyente, haga una mínima investigación o búsqueda cuando se requiera cualquier tipo de servicio contable o fiscal, de manera que se pueda estar seguro de la confiabilidad de la firma y por lo tanto se tenga confianza en los registros fiscales y contables que esta ofrece.

Como punto final, queda facilitar esta investigación y decir que CPMD y Compañía, S.C., es una firma de contadores públicos completamente confiable, con profesionales certificados y avalados, una firma comprometida con su  labor y con sus clientes. CPMD tiene una experiencia de más de diez años en el mundo contable y fiscal y por eso puede garantizar la calidad, credibilidad, seguridad y confiabilidad de sus servicios.

Pero la mejor tarjeta de presentación que CPMD puede dar y el mejor argumento para garantizar su profesionalismo, calidad, excelencia y confiabilidad es la recomendación de sus clientes.

Publicaciones recientes

Deja un comentario