Lo bueno y lo malo de la existencia de un impuesto.

 

Un impuesto a veces es un gran dolor de cabeza y más para un país como lo es México en donde los productos exentos de IVA son muy pocos y los impuestos cada vez son mas.

Debemos de tener muy en cuenta que los impuestos son una de las obligaciones fiscales más importantes para cualquier mexicano ya que es una obligación no opción y todos debemos de aportar a los gastos públicos que produce nuestro entorno social  y económico.

Lo bueno y lo malo de los impuestos no se queda en que tan buenos o malos son sino que estos siempre tarde o temprano tienen un fin, y este puede darle trabajo a muchas áreas en el campo laboral. Ponte a pensar que pasaría si no existieran los impuestos, todo sería totalmente diferente porque este término existe desde la historia del hombre pensante.

Los babilonios, los chinos, los romanos, los vasallos, los siervos, los incas, entre muchos otros personajes de la historia utilizaron el impuesto, aunque fuera lo más absurdo ni eso impidió que los ciudadanos los pagara.

En la historia de México existen antecedentes que el cobro de tributo y del impuesto, inicio desde el tiempo en que existieron los aztecas. Sus tributos eran hacia sus reyes, emperadores e inclusive a sus divinidades, sin dejar exento que a veces el tributo era cuerpo humano con los famosos sacrificios. Después de un tiempo, cuando fue la llegada de los españoles, estos implementaron un nuevo sistema de tal manera se implementara el cobro de los impuestos y tributos monedas hechas por el Régimen Español.

Supuestamente el pago de impuestos se refleja indirectamente a la vista de los que aportan y deben de ser pagados a tiempo con la asesoría de algún fiscalista para que este nos guíe, estos son servicios ofrecidos por el estado por ejemplo:

El pago a la educación que es un servicio esencial donde los jóvenes de hoy en día merecen la mejor calidad y preparación para su futuro.

La construcción de nuevas carreteras y su mantenimiento ya que esto nos brinda a toda tranquilidad al manejar y su expansión que nos permite viajar con facilidad a nuestros destinos.

Servicios de salud, esto es vital para todo ciudadano ya que sin ella muchos de los que encuentran en el rango de clase baja no tendrían los recursos para pagar tratamientos   o medicamentos.

El pago de impuestos es sumamente importante, ya que cumpliendo los gastos de él no se tendrá problemas con ninguna autoridad fiscal y podrás brindarle a tu fiscalista menos pretextos para sacarte de problemas y evitar pagar multas de altos costos.

Además, pagar impuestos nos lleva a estar identificados legal y fiscalmente, que sirve como registro claro y fidedigno del tiempo que uno lleva en el país y mientras más largo sea el historial de impuestos e ingresos recibidos podría beneficiarle en alguna estadía dentro de un país no natal.

En la antigüedad los asesores fiscales se les conocían como quipos camayos, quienes tenían una similitud con la labor que ejercen hoy en día. Normalmente muchos de nosotros no sabemos a qué nos referimos con un contador fiscalista, pues él es la persona indicada que se encarga de la preparación en todo el aspecto referido a los diversos pagos de impuestos. Así como también atender las inspecciones que llevan a cabo diversas instituciones gubernamentales como lo son, el SAT, IMSS E INFONAVIT.

El pago de impuestos, con la guía de un buen contador fiscalista es una ventaja, ya que si se tiene alguien que tenga una buena experiencia es muy difícil desconfiar de su trabajo, mientras que por el otro lado si no se cuenta con personas que quieran hacer un trabajo bien y sin trampas fácilmente puede haber fraudes o pago a destiempo de ellos, y por lo tanto el culpable es el nombre al que se estén todos los cargos de ellos.

En México existen diversos tipos de impuestos y cada uno tiene lo bueno y lo malo; sin embargo esto no hace que no sean importantes para una buena economía:

Uno de ellos es el famoso ISR, este se trata de un impuesto directo que se aplica a las ganancias obtenidas. La desventaja es que mensualmente debe de ser pagado y pero pro el otro lado tiene una enorme ventaja en cuanto a que no tiene tasa fija como otros de los impuestos y el monto de pago del ISR varía dependiendo de los ingresos existentes dentro de un negocio, ya sea chica, mediana o grande empresa.

También existe el impuesto al valor agregado es la contribución que aumenta la venta de bienes, el préstamo de servicios y la entrada de bienes, atribuible para todo el país. El IVA tiene lo bueno en que así se tiene un mejor control de todos los productos que se  venden esto hace que se tenga estadística precisa de todo lo producido, aquí la desventaja es que el IVA esta en todo, y muy pocos productos y servicios están exentos de este impuesto.

La próxima vez que te toque pagar impuestos, págalos a tiempo antes de tener algún problema fiscal aunque si te metes en problemas sabes que un asesor puede guiarte a salir de él. Los impuestos en México pueden verse como un robo, pero de alguna manera hay que ser responsables y respetar las reglas de la autoridad, es mejor seguir las reglas y saber jugar con eficacia. Todo en esta vida es un ganar y si pagar es una manera de tener contentos a quienes reclaman el pago de impuestos.

Publicaciones recientes

Deja un comentario